miércoles, 12 de noviembre de 2008

LLORAN LOS ÁRBOLES

Como he estado liadilla en estos días melancólicos de árboles llorones y niebla con textura de puré de patatas (afortunadamente, hoy el sol ha iluminado las hojas que veo amarillear desde la ventana del cuartito donde le doy a la tecla), ahora sólo tengo tiempo para colgar un vídeo de Dinah Washington: Willow Weep For Me.

Mañana, más.


4 comentarios:

ernesto51 dijo...

Maravillosa Dinah Washington, parece que compartimos gusto por las damas del jazz. Gracias por poner música a ésta tarde de domingo (ahora la escucho, con algo de retraso)

Mario dijo...

Yo suelo ponerme jazz para escribir... Tiene algo de conjuro...

Carmen Santos dijo...

Hola Ernesto: Sí, la Washington es la banda sonora ideal para una tarde de domingo (o cualquier otra). Lo único que no me gusta de esta señora son los acompañamientos de coros que le ponían en algunos de sus discos allá por los años sesenta (creo), que se parecen a la música del consultorio radiofónico de doña Elena Francis. Herejías del marketing de la época.
Saludos

Carmen Santos dijo...

Hola, Mario: para mí también tiene algo de conjuro el jazz, pero no suelo ponérmelo para escribir. Cuando escribo, la música me distrae, sobre todo si se trata de algún tipo de música que me gusta mucho, como es el jazz.
Saludos