viernes, 27 de febrero de 2009

CUTRECES

Acabo de leer que Ryanair está considerando la posibilidad de cobrar a sus pasajeros por ir al baño dentro del avión. Así piensan reducir gastos.

Vamos, ya no basta con que nos hagan pasar en los aeropuertos por controles de seguridad humillantes, en los que a veces nos toca quitarnos prendas como si fuéramos strippers de bajos vuelos. Ni con que l@s azafat@s nos atiendan de aquellas maneras. Ni con que ya no nos den en el avión ni un mísero refrigerio para entretenernos y matar el hambre. Ahora, igual nos hacen pagar por ir al servicio. ¿Cómo lo harán? ¿Pondrán una cerradura con una ranurita para introducir las monedas? ¿Tendrá cambio el personal del avión? ¿Qué ocurrirá con el pasajero que no lleve suelto? ¿Le tocará ir pidiendo cambio a sus compañeros de suplicio o acabará contorsionándose como Peter Sellers en la famosa escena de “El guateque”?

Confiemos en que no prospere esta cutrez, o al menos, que la tripulación del avión vaya bien provista de cambio.


2 comentarios:

DESDELDESVAN dijo...

Podrían explotarlo publicitariamnte y en lugar de vuelos de "bajo coste", o vuelos reducidos, podrían llamarlos "VUELOS ESTREÑIDOS"

Saludos a baja altura.
Mariano Ibeas

Carmen Santos dijo...

Ja, ja, ja, muy buena propuesta para publicidad.
Ahora dicen los de la compañía que el bueno de su director estaba bromeando.
Besos